terça-feira, janeiro 15, 2013

Ciao!!!

Sim, eu devia estar estudando. E estava terminando de corrigir uns exercícios, fazendo uma pausa para um refrigerante enquanto fuçava na internet (valeu meninas do Headband and Heatrbreak). Aí achei o link de uma entrevista nova de Esteban Granero (para o El Diario) e fiquei curiosa, óbvio.


Sim, eu devia estar estudando, mas sinceramente, depois de ler a entrevista... Meu Deus, por que não tem mais gente assim? E de preferência, aqui perto de mim? O entrevistador fugiu das perguntas de sempre, e começou a conversar com ele sobre sonhos no futebol, como ele imagina o futuro e então chegou no gosto dele por leitura...


DK: Los jugadores de fútbol no tienen fama de ser muy lectores ni muy cultos. ¿Te sientes un friki en este mundo o sí hay compañeros con inquietud cultural, lectores…?
EG: Hay de todo. Hay poco futbolistas a los que le guste leer como hay pocos tintoreros a la que les guste leer. Lo que pasa es que los futbolistas estamos muy estereotipados en ese sentido, aunque tengo que decir que con razón porque estamos muy expuestos a los medios y porque nuestra incultura se ve con un foco de muchos vatios en la cara. Yo tengo mis aficiones, como cada uno tiene las suyas,  y no me creo mejor ni peor que nadie por leer en vez de coger un videojuego o en vez dedicar mi tiempo a comprar relojes, no sé... A mí lo que me parece mal es que un futbolista o quien sea coja un libro solamente por que no le llamen inculto. Pero si te gusta leer, pues lees. Y hay muchos futbolista que leen, eh, no muchos, pero hay más de los que la gente piensa.
DK: ¿Tú por qué lees?
EG: Yo leo desde muy pequeño porque a mí leer me ha cambiado la vida.  Personajes como Holden Caulfield eran mis héroes, yo quería ser como ellos, quería comportarme como ellos. Lo que lees de joven es lo que te marca. Mis personajes de novela, que eran mis héroes, se comportaban como me gustaba a mí comportarme, y ellos también leían mucho. Yo era muy ávido para leer. Y eso que al principio yo leía casi por obligación, pero bendita obligación. Mi hermano, que es muy buen lector también, me decía: tienes que leer. Y a mí me parecía muy aburrido. Yo era muy inquieto y sentarme en un sofá a leer me parecía muy aburrido, pero me obligaba a leer media hora todos los días. Y a las dos semanas me tenía que quitar el libro para mandarme a entrenar. Paso tanto tiempo jugando al fútbol como leyendo. Yo tengo que salir de casa con un libro por si tengo que esperar en el coche o tengo que esperar en una cola o tengo que esperar a alguien que se va a retrasar en la cita, tenerlo ahí. Y el día que no leo un poquito, aunque sean dos cuentitos, me siento mal, pero igual que el día que no juego al fútbol me siento mal. El día que por la mañana no voy a entrenar tengo un día pesado, estoy cansado, estoy de peor humor.
DK: ¿Qué estás leyendo ahora?
EG: Pues estoy alternando cuentos de Twain con Poe con Chejov. Los cuentos son muy fáciles de alternar. He leído un libro que se titula Cambios, del Premio Nobel chino, que es como su biografía, una novelita muy pequeña. Y acabo de leer El lápiz del carpintero, de Manuel Rivas, que me ha parecido un libro precioso.

A entrevista completa está aqui.
Juro que depois traduzo com calma, mas creio que é possível entender sem problemas. Há trechos ali  onde eu - com as devidas adaptações - parecia estar me ouvindo. Sério, a resposta dele para a 2a. pergunta me fez arrepiar... Porque reflete muito do que eu penso e vivo dizendo por aí :D 
Incrível, acho que encontrei minha alma gêmea. Ele joga futebol e eu me interessei porque ele gosta de ler! 
Esteban Granero, ¿quieres casarte conmigo?
Tenho mais de 1500 livros (e ainda contando). E eu leio em Inglês, Italiano (está enferrujado, vou melhorar isso depois do Mestrado) e em Espanhol. Ou seja, não vai faltar opção!!!
Bacci!!!
Beta
Reações:

Um comentário :

  1. Eu quero receber um convite para esse casamento caso esse homem veja sua postagem, aceitando sua proposta feminina feita tão delicadamente, querida. ^^

    ResponderExcluir